Durante el mes de agosto y principios de septiembre, equipos de Jesús Responde decenas de celebraciones del Día del Niño en unión con las iglesias locales.

Miles de chicos han participado, en muchos casos junto a sus padres o encargados, y juntos han disfrutado de los programas que incluyeron juegos, música, dramatizaciones, meriendas y mucho más.

Sin embargo, lo más importante ha sido la proclamación del mensaje del Evangelio que ha sido anunciado en cada uno de estos encuentros, posibilitando que muchos pequeños por vez primera entreguen sus vidas al Señor Jesús.

Los niños no solo son el futuro de la iglesia y la nación. También son el presente. Por ello, les hemos compartido las Buenas Nuevas de perdón y salvación.